¿Qué redes sociales son las ideales para mi empresa?

PorCarlos Alberto Cabrera

¿Qué redes sociales son las ideales para mi empresa?

¿Qué redes sociales son las ideales para mi empresa? Esta pregunta adquiere cada vez más valor. Y todo por el peso que ganan las redes sociales en nuestro día a día. Así, tienen un papel clave a la hora de influir y condicionar las experiencias de compra de servicios y/o productos.

Hay tantas redes sociales que es normal que a veces naufragues entre tantas olas.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google +
  • Instagram
  • LinkedIn
  • Pinterest
  • Bebee
  • YouTube

Para elegir en qué redes sociales tienes que estar, lo principal es plantearte una serie de cuestiones. Y eso antes de comenzar a abrir perfiles sociales y publicar a lo loco y sin un plan preconcebido.

Aquí vamos a proponerte que afrontes el tema distinguiendo tres fases:

FASE 1: Estudia tu empresa

Define tu idea de negocio.

¿Tu negocio es una empresa de servicios? ¿Tienes un despacho de abogados? ¿Te dedicas a la hostelería? ¿Pertenece al sector hotelero? ¿Vendes productos? ¿Son los productos de primer necesidad o dedicados a cubrir las horas de ocio y entretenimiento? Éstas son algunas de las preguntas que tienes que hacerte en primer lugar. A partir de aquí podrás definir tus necesidades desde el punto de vista comunicativo y de proyección de la marca.

Establece qué objetivos quieres conseguir.

¿Qué objetivos te marcas con tu presencia en las redes sociales? Es importante que te preguntes si lo que buscas es simplemente crear marca (personal o de empresa) y una identidad corporativa asociada a determinadas ideas fuerza y valores o si, además, buscas vender un servicio o producto.

Independientemente de esto, has de tener muy presente que el hablar única y exclusivamente de la persona o de la empresa acaba cansando y aburriendo al personal. El egocentrismo acaba siendo muy perjudicial, pues termina provocando rechazo, por cansancio y hartazgo.

Analiza el tiempo (real) del que dispones.

Cuando montas una negocio, tienes que sacar tiempo para la actividad principal. Has de hacer un seguimiento de los números, hablar con proveedores y un largo etcétera. Además, hay que sumar que igual hasta tienes la ‘mala costumbre’ de vivir, tener familia y amigos…

Por eso es muy importante que analices qué tiempo necesitas para sacar adelante tu negocio. Es primordial que gestiones correctamente tu tiempo . Y no olvides dejar horas para dedicártelas a ti y a los tuyos.

Las personas no somos superhéroes. Por eso es importante que, una vez analizada la situación, seas capaz también de valorar y decidir qué partes de las acciones de tu negocio tienes y debes delegar. Todo para que no sean una carga y funcionen correctamente. Si la parcela comunicativa es una de ellas, aquí estamos para ayudarte.

Pregúntate si podrás cumplir los compromisos.

Ligada a la idea anterior está la palabra compromiso. Comprometerse a algo supone asumir una responsabilidad. Esto en ocasiones puede convertirse en una auténtica carga si nuestra gestión del tiempo no da para cubrir todo lo que tenemos que hacer.

Cuando esto ocurre:

  • Lo secundario, acaba teniendo más peso

  • Aquello que es importante acaba siendo urgente

  • Entonces, lo urgente puede que nos provoque algún que otro dolor de cabeza

Por eso es muy importante que te tomes unos minutos y te preguntes si podrás cumplir con los compromisos de tu empresa o negocio.

Si no lo haces, finalmente alguna parcela acabará resintiéndose. Y no hay nada peor que estar sin estar realmente.

Al aplicar eso a tus redes sociales, por ejemplo, igual acabas detectando que precisas de ayuda. En el caso de que sea así, no hay problema, cuéntanos qué necesitas. Te damos presupuesto sin compromiso.


FASE 2: Qué redes sociales son las ideales para mi empresa

Una vez que te has hecho estas preguntas y has respondido de manera sincera, es la hora de profundizar algo más en los tipos de redes sociales que mejor pueden adaptarse a las necesidades de tu negocio.

Ahora es el momento de abordar qué puede ofrecerte cada plataforma, para que encuentres respuesta a la pregunta clave: ¿Qué redes sociales son las ideales para mi empresa?

Facebook

Es la red social por excelencia. En ella, podemos encontrar usuarios de todos los perfiles, motivo por el que es la más utilizada, pero también donde mayor competencia hay.

Si tienes un negocio, sabrás que entonces tienes que contar con una página de empresa o fan page, porque de lo contrario Facebook puede optar por cerrarte el perfil que hayas abierto.

Los algoritmos van cambiando continuamente, por lo que cada vez es más exigente el trabajo que hay que realizar para tener mayor visibilidad, sobre todo, porque con el paso del tiempo la publicidad se ha convertido en un elemento cada vez más competitivo. No hay que olvidar que Facebook está hecho para ganar dinero, al fin y al cabo.

El trabajo constante, la perseverancia, el ingenio y los contenidos de calidad son más precisos que nunca, sobre todo si quieres que tu marca tenga valores asociados de calidad, buen gusto y servicio de primer nivel.

Además, siempre es recomendable escribir de acuerdo a las normas ortográficas, porque luego no puedes defender que eres sinónimo de calidad y que tienes un servicio o producto exclusivo si la imagen que proyectas es toda la contraria.

Twitter

La red social del pájaro está aplicando en los últimos tiempos cambios para intentar no perder el peso que en su día adquirió.

Se trata de una red social donde las etiquetas o hashtags suelen funcionar muy bien a la hora de localizar temas y realizar búsquedas.

Aunque existen muchísimos perfiles falsos (no es la única red social donde los hay) y los temas políticos acaban en multitud de ocasiones por acaparar la máxima atención, es un espacio que ofrece un gran potencial. Es muy recomedable para determinados negocios o empresas, por su agilidad, la fácil conexión que permite y la retroalimentación o feedback ágil que la caracteriza.

Por ejemplo, los deportes funcionan muy bien, así que es un campo donde poder trabajar para intentar sacar rédito.

Sin embargo, es cierto que no todos los negocios pueden verse identificados en Twitter. Como siempre, lo mejor es analizar previamente qué servicio o producto se ofrece y a qué público quieres llegar.

Google +

Probablemente sea la red social más olvidada. Sí, porque muchas veces se la obvia y se la deja a un lado, como si fuese el patito feo del cuento. Pero la realidad es que es un auténtico cisne, aunque por modestia puede aparecer siempre en un segundo plano, en un papel secundario.

Google + es como esos trucos de magia que guardas como relleno pero acaban siendo los que atraen la atención del público.

Esta red social de Google, el buscador de los buscadores, y una de las marcas más potentes junto a Facebook cuando hablamos de tecnología de la información y comunicación, es una gran ayuda para intentar posicionar nuestros sitios en internet.

En la lucha incesante por obtener buenos posicionamientos de nuestras páginas web y blogs, Google + es un aliado esencial. Por eso, aunque trabajar esta red social a veces puede resultar desagradecido y poco valorado, nunca hay que olvidarla.

Instagram

¿Quién no ha oído hablar de instagramers de referencia? Esta red social, donde la imagen prima por encima de todas las cosas, se ha convertido en una de las más seguidas.

Con un perfil de público principalmente joven y femenino, es un escaparate muy usado por sectores como la moda, la restauración y la alimentación y el turismo. El deporte y la salud también tiene una presencia notable.

Es una red social donde el gran problema está en saber encontrar a las personas influyentes que pueden aportarte resultados positivos a tu marca.

Como suele ocurrir en muchos aspectos de la vida, aquí también abundan quienes buscan hacer dinero fácil o conseguir determinados productos a cambio de “publicidad”.

Mucho ojo a esos ‘profesionales’ en conseguir dinero fácil a cambio de venderte que tienen miles de seguidores, porque en muchas ocasiones se detectan perfiles que los han comprado.

Para la empresas, hay páginas que te aportan estadísticas que pueden resultar interesantes para evaluar qué gusta e interesa a quienes te siguen desde el otro lado.

Finalmente, las historias o stories (publicaciones que duran 24 horas y que también puedes encontrar en Facebook) están teniendo cada vez más auge. El gran hándicap de Instagram es que no puedes utilizar enlaces más allá de en la biografía.

LinkedIn

Esta red social es mucho más que un currículo. Es un sitio donde puedes conectar con profesionales de sectores de interés para tu carrera profesional o tu negocio, pues suele ser un lugar donde los cazadores de talentos y profesionales de recursos humanos buscan candidatos.

Como suele ser una red social por afinidad profesional, no te sorprendas si no se aceptan solicitudes de perfiles que no tengan relación con el de la persona que recibe la invitación.

De hecho, cuando se han dado casos en los que la gente intenta utilizar LinkedIn para ligar, estos han sido denunciados públicamente. Lo cierto es que para eso existen otros tipos de redes sociales.

Como en el resto, también existe la posibilidad de contar con una página de empresa. No obstante, suelen funcionar las de las grandes firmas. Las interacciones y tener visibilidad con una página de una empresa pequeña o mediada suele ser más complicado.

La publicación de las ofertas de empleo suele tener un efecto positivo.

beBee

Esta red social española apuesta por la creación de la marca personal. Es una red colaborativa de profesionales, una especie de encuentro de profesionales o networking virtual donde se busca conectar a través de afinidades.

Esta plataforma busca ser una poderosa herramienta para mejorar la marca personal de profesionales. Su expansión está en manos de embajadores de la marca. Estos crean contenidos (producen miel en el lenguaje de las abejas de esta colmena virtual) en directo y entradas en blogs sobre temáticas concretas y de las que tienen conocimiento,

Destacable es el potencial de los blogs que se facilitan a quienes se crean una cuenta en beBee, pues el trabajo detrás de las bambalinas de los creadores de esta red social hace que el número de visualizaciones sea notable.

Pinterest

Pinterest es una buena herramienta para buscar y ofrecer inspiración. Gracias a sus tableros pueden ofrecerse elementos de temáticas concretas y de interés, que luego otros usuarios pueden guardar o compartir (repinear).

Es una plataforma donde tienen cabida desde aficiones o hobbies a sectores como la moda, el diseño, la decoración y la restauración, entre otros.

De hecho, hay negocios que utilizan Pinterest como una plataforma más de venta, pues desde la misma se han dado pasos para apostar fuertemente por el comercio electrónico o e-commerce.

Es una red social donde lo visual manda, pero que a pesar de las similitudes que pueda pensarse tiene con Instragram, ofrece un carácter más serio y profesional a las marcas.

YouTube

YouTube es la red social de vídeo por excelencia. Su poder es tal que ha propiciado la aparición de una profesión como la de youtuber.

La imagen, sobre todo en movimiento, tiene un peso cada vez más sustancial en las distintas redes sociales. Muchas de ellas se nutren del contenido publicado en YouTube.

Tutoriales sobre productos, recetas de cocina, montaje de determinados aparatos y un largo etcétera dan la posibilidad de explotar esta red social. YouTube ha democratizado la difusión de mensajes audiovisuales.

Eso sí, si tu objetivo es ganar dinero a través de la publicidad, no creas que es cosa de un día. Exige un trabajo serio, constante y planificado, así como un poco de suerte, que nunca viene mal.

YouTube puede ser una herramienta excelente para empresas turísticas, relacionadas con la salud y el deporte, de restauración y de realización de eventos.


FASE 3: Otras plataformas digitales

Aquí te hemos presentado únicamente algunas de las múltiples plataformas digitales que hay. Pero ahora vamos a dar algunos apuntes sobre otras plataformas digitales que pueden resultar interesantes. Todo dependerá del perfil de tu negocio o empresa. No hay que olvidar preguntarse qué redes sociales son las ideales para mi empresa.

WhatsApp

Esta herramienta de comunicación instantánea está muy integrada en nuestras vidas. Tanto que cuando deja de funcionar unas horas se producen auténticas crisis comunicativas.

Además de la comunicación interpersonal, WhatsApp también es utilizada para hacer más ágil otro tipo de contactos. Por ejemplo, la comunicación en grupos profesionales y colectivos de diferentes tipos, desde políticos a educativos, por poner algunos casos.

Para los negocios también puede ser una herramienta publicitaria notable. Sin embargo, el gran problema es que puede resultar demasiado invasiva. Así, si previamente no se ha pedido permiso para remitir publicidad, puede resultar contraproducente su uso.

La publicidad suele provocar rechazo en el receptor si es que éste no tiene interés en el tema. Y no serás el primer número al que se bloquea por spam, así que ya te hemos avisado.

TripAdvisor

¿Te hubieses creído hace unos años que ibas a reservar en un hotel o elegirías un restaurante por la recomendación de un extraño en internet?

Para bien o para mal, los tiempos han cambiado. Ya no se acude a un lugar por el boca a boca de conocidos (que también). En estos tiempos principalmente se tira de plataformas donde manda la ‘dedocracia’*.

*El poder de nuestros dedos a la hora de escribir opiniones sobre distintos establecimientos.

TripAdvisor es una plataforma que está muy presente en negocios hoteleros y de hostelería. Buenas recomendaciones de la comunidad de usuarios pueden suponer un salto cualitativo en la viabilidad y la rentabilidad.

Como ocurre con el resto de comunidades virtuales, hay que tener en cuenta, no obstante, que como sucedía antes sin internet de por medio, siempre hay quien vierte opiniones interesadas, tanto para perjudicar como para crear un producto estrella.

Contra esto siempre es recomendable en primer lugar:

  • Hacer autocrítica y analizar fríamente el servicio o producto ofrecido

  • Tener cintura para driblar los ataques malintencionados

  • Siempre aprender de las experiencias.

 

¿Utilizas estas redes sociales para tus negocios? ¿Usas otras porque consideras que te proporcionan lo que buscas?

Como has visto, es muy importante que te hagas la pregunta correcta:  ¿Qué redes sociales son las ideales para mi empresa?

Si quieres, estaremos encantados de conocer tu opinión. Deja un comentario a este artículo o manda un correo electrónico a comunicacion@hablacadabra.es.

About the author

Carlos Alberto Cabrera subscriber

You must be logged in to post a comment.